Programa de promoción de inversiones turísticas

*Blog* Información interesante para Hoteleros

El aporte del turismo en el desarrollo del negocio inmobiliario y el comienzo del incipiente proceso de maduración de dicho fenómeno, que ya mencionamos en otra nota en este mismo medio tiempo atrás, no sólo muestran claras señales de consolidación porque los proyectos son cada vez más habituales, sino porque a esa manifiesta vocación de los desarrolladores inmobiliarios de interpretar hacia adónde va la ola se suma ahora un importante aporte del sector público.

En efecto, hoy es un día inédito tanto para quienes están relacionados con el negocio de hoteles y turismo como con el del Real Estate. En Londres, uno de los grandes centros financieros internacionales, se hará pública la primera acción de un ambicioso programa de promoción de inversiones.

El ministro de Turismo, Enrique Meyer, con el soporte del Inprotur, estará presente frente a un grupo de potenciales inversores y anunciará el comienzo de un programa de promoción de inversiones turísticas que se extenderá por los principales mercados mundiales durante los próximos quince meses.

Cartagena, entre el 27 y 28 del actual, en ocasión de la nueva versión de Sahic (South American Hotel & Tourism Investment Conference), evento que congrega a los más grandes jugadores del negocio hotelero mundial interesados en invertir en América del Sur, será el segundo hito del mencionado programa de promoción e incluirá, por ejemplo, centros como Berlín, Fráncfort, Nueva York, Filadelfia, San Francisco, Shanghai, Pekín, Bombay, Milán, Amsterdam, Singapur, Hong Kong, Abu Dhabi, Dubai y Qatar.

Sin duda, una gran oportunidad para todos, una bocanada de aire fresco y esperanzador del inicio de un camino que terminará impactando fuertemente en el desarrollo de nuevos proyectos.

El turismo confirma una vez más su capacidad de transformación y desarrollo, y que tiene un gran potencial en nuestro país.

En 2001 la Argentina recibió 2,6 millones de turistas y se apresta en 2010 para alcanzar la cifra de 5 millones, la misma que desde hace cinco años recibe Brasil, la mayor economía de la región y una de las consideradas entre las diez más importantes del planeta.

En los últimos nueve años, con la mayor crisis de la era actual, nuestro país duplicó el ingreso de turistas y tiene por delante un horizonte de 8 millones de turistas, lo que no es un sueño trasnochado, sino un objetivo claro por alcanzar. Ese fuerte impacto entrará de lleno en el negocio inmobiliario sin preguntar siquiera si estamos de acuerdo o no, hay que prepararse para ello y tomar ventaja de esta gran oportunidad. El interés previo y el alto número de participantes de la próxima conferencia de inversiones Sahic en Cartagena ( www.sahic.com ) son un indicio que permite corroborar que ese futuro es un presente que comienza a vislumbrarse.

Continuar en el esfuerzo, comprender hacia adónde va el negocio, entender sus nuevas variantes, desarrollar propuestas adecuadas, son parte de la tarea por emprender, nada que los desarrolladores que actúan en el mercado local no estén acostumbrado a realizar.

Sólo comprender que algunos esfuerzos adicionales deberán ser realizados. Baste como muestra recordarnos que un departamento con amenities no es una suite de hotel y mucho menos razón suficiente para asegurar una mágica renta a su futuro propietario. El negocio de los hoteles y el negocio inmobiliario tradicional tienen mucho para darse mutuamente, mucho para enriquecerse entre ellos, como ha ocurrido en los principales mercados mundiales, está en nosotros aprovechar esta tremenda oportunidad.

Por Arturo García Rosa
Para LA NACION

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *